Portada Barranco de Luna
Granada Senderismo

Ruta Barranco de Luna, Saleres

Con este calor, ¿Qué mejor plan que una ruta pasada por agua? En Saleres, concretamente en el Barranco de Luna, vais a poder disfrutar de un pequeño descenso de cañones en un entorno espectacular.

Nos trasladamos al Valle de Lecrín, específicamente a Saleres, una pequeña localidad del valle que se encuentra a unos 40 minutos de la capital granadina. Este lugar se caracteriza por tener una estructura urbanística de calles estrechas y un microclima especial, hay una gran diversidad de árboles frutales como podréis ver durante vuestro recorrido.

Advertencia: las personas de este pueblo viven de la agricultura por lo que al pasar por los árboles frutales por muy tentador que pueda resultar, debemos abstenernos de coger frutos. Seamos responsables.

Esta ruta, es de las que nos gustan; rápidas, divertidas, refrescantes y de baja dificultad.  Es apta para ir con niños, de hecho, coincidimos con varios grupos de familias con sus peques haciendo la ruta, pero no es apta para ir con niños pequeños ya que hay varias zonas que requiere mayor esfuerzo.
Pero como siempre os decimos en este punto, esto es algo que las mamás y papás debéis considerar en base a vuestra experiencia. Nosotros solo damos nuestra impresión.
También podéis ir con vuestras mascotas, creemos que ha sido una de las rutas donde más mascotas hemos visto por el camino.

Antes de nada; Consejos para la ruta

¿Que necesitamos para esta ruta?

Calzado cómodo y si tiene agarre o antideslizante mucho mejor, aparte otro calzado de repuesto.
Nosotros llevamos unas zapatillas por el camino de tierra, pero por el agua usamos unas cangrejeras, ¡error! había zonas que tenía mucho fango por el paso de las personas lo que hacía que fuese resbaladizo y tuvieras que ir con cuidado para no caerte. La próxima vez llevaremos un calzado con más agarre y más seguro y nos lo cambiaremos por otro al llegar al coche para no conducir con los pies mojados.

Comida y bebida, aunque la ruta es corta, siempre es bueno llevar algo como fruta, frutos secos o un bocadillo, por si os entra hambre o vais con niños y sobretodo bebida para estar bien hidratados con el calor.

Mascarilla; si, has leído bien. En Andalucía es obligatorio el uso de la mascarilla y aunque sea en la naturaleza debéis tener en cuenta que no vais a estar solos y difícilmente se guarde algún tipo de distancia si os encontráis con otras personas por el camino. Nosotros llevábamos la mascarilla, aunque si veíamos zonas donde no había nadie aprovechamos para quitárnosla para hacernos alguna foto de recuerdo y volver a colocárnoslas.

Comentaros también que no es una ruta señalizada, por lo que es aconsejable saber bien el recorrido en caso de quedaros sin cobertura.
Por eso, vamos a llevar a cabo la iniciativa de crear un pdf con toda la información de cada viaje. Al final de cada una de nuestras rutas tendréis este documento para que podías tenerlo descargado antes de empezar y así no tengáis problemas para seguir indicaciones.

Como llegar

Para llegar hasta el punto de salida, tendréis que dejar vuestro coche en la explanada del cementerio de Saleres.

Si vais en fin de semana es recomendable ir a buena hora, el sitio se llena de gente y entonces tendréis que buscar algún saliente de la carretera o bajar al pueblo para dejar el coche como nos pasó a nosotros.

Aquí abajo os dejamos la ubicación de la explanada del cementerio.

Inicio de la ruta

Comenzamos en la explanada del cementerio, hay varias formas de hacer la ruta. Os vamos a contar nuestro recorrido y al final del artículo os decimos otra manera de hacerlo.

Desde el cementerio, subimos la carretera de asfalto unos 200 metros, (peatón a la izquierda de la carretera) hasta que se vea el primer desvío, un carril a la derecha.  Continuamos por ese carril hasta ver una caseta, como en la de la imagen de abajo.

Seguimos por el carril de la izquierda, aunque parezca que os estáis alejando del lugar, no os preocupéis, es así. En la siguiente bifurcación cogemos el carril de la derecha y podréis ver como empieza bajar dirección al río. Por el camino encontraréis una gran pared de piedra, nos dijeron que si nos fijábamos podríamos ver fósiles de cuando esta zona era mar. Se ve que nosotros tenemos que ir al oculista porque no vimos nada, igualmente os lo comentamos por si tenéis más suerte.

El camino llega hasta el río. Habrá una pequeña explanada de árboles, como en la imagen de abajo. Seguiremos un sendero que cruza a la parte de enfrente y atraviesa el cauce seco del río o así estaba cuando fuimos nosotros.

De frente veréis otra zona con árboles, pero sin salirse del camino donde os encontráis. Seguiréis hacia la derecha por un pequeño sendero rodeado de vegetación. Este camino conducirá hasta una gran explanada de árboles, como en la imagen de abajo. Llegaréis hasta el final y aquí es donde comienza ya la ruta por el agua.

Ahora es cuando comienza la mejor parte del recorrido. Nos adentramos en el río a mano izquierda y empezamos a darnos cuenta que el lugar no es lo que aparenta visto desde arriba. El sitio cambia por completo, aquí empezáis a disfrutar de su sombra gracias a las altas paredes rocosas, sus hileras de agua cayendo por sus paredes, el olor a higuera y vegetación durante todo el recorrido y el sentir el agua fresca correr por vuestros pies.

Esta es la parte realmente más bonita del lugar, no tiene perdida, ya que es el único camino y no hay ninguna bifurcación hasta terminar.

Solo nos queda disfrutar del entorno. Por eso mismo hay que ser consciente de no hacer este tipo de ruta en caso de lluvias o tormenta por si se inunda.

IMPORTANTE; debéis ir con cuidado en las zonas de fango porque son resbaladizas y a la hora de descender por las piedras.
El agua se vuelve turbia cuando va mucha gente y no podéis ver las piedras que hay en el fondo (porque las hay, ya os lo confirmamos de antemano) igualmente por estar turbias no sabéis a priori la profundidad del agua. El tope con el que nos encontramos fue hasta la rodilla, pero es bueno bajar despacio y con precaución para no hacerse daño.

Otro de los atractivos, son las rocas que os encontraréis atravesados en el cañón y que desde luego impresiona visto desde abajo.

Sabréis que está terminando el camino por el agua al cerrarse el paso por el río y encontrar un pequeño sendero de tierra justo al lado que os sacara de nuevo al exterior.

Ahora bien, llegado a este punto tenéis que subir por ese sendero, luego a la derecha y luego cogéis el camino a la izquierda. Este será el carril os conducirá aunque parece que va hacía abajo de nuevo os llevará hasta la parte de atrás del cementerio, punto desde el que hemos salido para hacer la ruta.
Hasta ahí genial, pero nosotros subiendo íbamos hablando y hubo un momento en el que nos veíamos rodeados de árboles frutales, parecía que nos habíamos metido en el campo de algún particular.
Decidimos volver para ver si nos habíamos equivocado pero unas personas que venían detrás nos dijeron que sí íbamos bien encaminados.

Como decíamos al principio, la ruta no está señalizada y por esa zona en concreto hay muchos campos de árboles donde trabajan los agricultores y hay varios senderos marcados lo que puede provocar desorientación si nos habéis estado pendiente desde el principio.

Por eso mismo os lo contamos para que no os preocupéis en caso de saliros del camino solo tendréis que ir hacia arriba hasta llegar ver el cementerio o volver sobre vuestros pasos para reconduciros.

Y este sería el recorrido de la ruta. Esta fue la manera que lo hicimos nosotros, pero también vimos que hubo algunas personas que hacían la ruta al revés a como la habíamos hecho. Comenzaban por detrás del cementerio.
De esa manera la haremos nosotros la próxima vez para ver las diferencias, aunque esta sin duda nos gustó mucho.

Aquí abajo os dejamos el enlace del pdf descargable de la ruta.

ENLACE DE DESCARGA PDF

Esperamos que os animéis porque es una ruta divertida y refrescante, ideal para el verano.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.